29 feb. 2016

Criminal "justicia" saudí condena a ateo a 10 años de cárcel y 2.000 latigazos

Rey Abdulah, quien decretó calificación de la
difusión del ateísmo como "terrorismo"
Un hombre de 28 años ha sido condenado a 10 años de prisión y 2.000 latigazos en Arabia Saudita, reporta The Independent.

El condenado (un verdadero mártir) admitió haber negado la existencia de Dios en las redes sociales, haberse burlado del profeta Mahoma y los versos del Corán, y haber señalado que su enseñanza promueve hostilidades.

Lógicamente, la "justicia" saudí demostró el pacifismo del Islam sentenciando al joven a recibir 2.000 latigazos y a pasar 10 años en la cárcel.

¡10 años y 2.000 latigazos tan solo por ser ateo y difundirlo! Esto es inaceptable... la comunidad internacional debiera boicotear de alguna forma a Arabia Saudita, pero eso nunca pasará.

Más aún cuando, irónicamente, Arabia Saudita forma parte del Concejo de Derechos Humanos de la ONU, presidiendo además la comisión que escoge expertos independientes.

Arabia Saudita nunca ha tenido un Gobierno tolerante de cualquier oposición a sus políticas o su forma predilecta del Islam, pero sus leyes se volvieron aún más duras en 2014, cuando el Rey Abdulah promulgó varias leyes que califican de terrorismo distintas demostraciones que "dañen el orden público", entre ellas: "llamar al pensamiento ateo en cualquiera de sus formas, o poner en duda los fundamentos de la religión islámica en que se basa este país".

La noticia la conocí via Secular Talk. Vean aquí el video de Kyle Kulinski donde explica la situación de éste nuevo martir ateo. Video en inglés. Más abajo comparto algunas caricaturas contra el fundamentalismo saudí, y la hipocrecía de su presencia en el Concejo de DD.HH. de la ONU.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada