19 mar. 2013

Destino de los NS74: Respuesta de Metro

Cómo ya es ampliamente sabido y escribí en este mismo blog unas cuantas veces, (ver más información aquí) Metro de Santiago remodelará sus trenes más viejos, cambiando no sólo su mecánica y sistemas, sino también su apariencia interior y exterior. 

Para tratar de minimizar el daño al patrimonio que creo representa la destrucción de la estética original de los trenes, formé un grupo en Facebook, "Salvemos a los trenes más antiguos del Metro de Santiago", y en su nombre escribí a la empresa pidiendo que la intervención se limitara en lo posible a lo que hiciera los viajes más eficientes, cómodos y seguros, pero que lo que no fuera estricto cambiar, no se tocara. 

Y que además, se conservara al menos un tren completo en su configuración original, para ser dispuesto en algún tipo de museo a futuro.

Pueden ver la respuesta que me entregó la empresa en el escaneo de abajo. La resumo a continuación de la imagen.
Básicamente, Álvaro Caballero, Gerente Comercial y Asuntos Corporativos de Metro, evita referirse directamente al llamado de limitar la remodelación de los trenes al mínimo necesario. Por esto asumo que procederán a cambiar los trenes completos, haciéndolos verse totalmente distintos a como transportaron a millones de chilenos por casi 40 años.

Pero el consuelo viene al final, donde señala que la empresa conservará uno de los trenes originales, y que está analizando la forma de exhibirlo de la mejor manera. Eso me alegra muchísimo y doy gracias por la decisión.

Agradezco enormemente también el hecho de que Metro respondiera mi carta, y que además Gabriela Gerez y Gladys Galindo, de la empresa, se preocuparan por asegurarse de que la había recibido.

Abajo les dejo el texto completo de la carta original de "Salvemos a los trenes más antiguos del Metro de Santiago" a Metro de Santiago, sobre la remodelación de los NS74, que motivó la respuesta escaneada arriba por parte de la empresa:
Carta abierta a los señores Presidente y Directores de Metro S.A.

Ante la decisión de Metro de renovar sus primeros trenes, a llevarse a cabo a través de la licitación “Rehabilitación Trenes NS74”, creemos imperioso realizar las siguientes peticiones y deseos, reconociendo el papel fundamental que ha tenido el tren subterráneo en formar la imagen de Santiago a lo largo de los últimos cuarenta años.

En reconocimiento de lo anterior, queremos solicitar a su empresa que desista del reemplazo de los frontales originales en los NS74, e idealmente también evite cambiar aquellos elementos originales cuya renovación no involucre una mejora concreta en la funcionalidad y servicio que otorgan estos carros. Creemos sería este gesto uno extremadamente valorable, al introducir la conservación patrimonial en los proyectos de Metro de Santiago.

Ocasiones para imprimir modernidad habrá cada vez que se compren carros nuevos. Y si no es con un objetivo funcional, ¿para qué cambiarle la cara a estos viejos compañeros de viaje?

Finalmente, sea o no concedida la conservación de los frontales originales de los NS74, también pedimos a Metro lo que sería un valiosísimo esfuerzo a favor de la cultura y la preservación histórica en nuestro país: Mantener en un museo a la vista del público un tren NS74 de cinco carros como circularon desde 1975, por supuesto con las debidas condiciones para su preservación.

Creemos que nada se gana borrando el pasado, más cuando es uno recordado con tanto cariño por varias generaciones de chilenos. 

Agradeciendo su consideración por los puntos arriba descritos,

Grupo "Salvemos a los trenes más antiguos del Metro de Santiago".

Octubre de 2012.


1 comentario:

  1. A pesar del primer punto descrito en la carta, estoy parcialmente aliviado de que se conserve al menos un tren NS74 para exhibición. Creo que como usuarios de metro por décadas, habiendo crecido con él, apreciando su influencia en la vida y cultura de Santiago, deberíamos estar al tanto de la justificación del "necesario cambio" que modificará severamente la carrocería de los trenes, inversión que a mi juicio carece del respaldo técnico que aclare acerca de la mejora en la performance ofrecida por dichas remodelaciones exteriores.

    Creo que al menos sus contrapartes MP-73 en Francia y MP-68 en México sólo han sido mejorados en muchos aspectos conservando casi al 100% su apariencia original, reconociendo su valor histórico.

    Como es costumbre en Chile, se abren licitaciones para realizar estos "arreglos (in)necesarios" tal como ocurrió en muchas estaciones con la pérdida de los mosaicos a favor de una cubierta cerámica estéril, de aspecto barato y deprimente. Al menos en las bases de licitación, la única justificación del cambio de la máscara frontal; cito textualmente: "Se debe modificar el diseño actual del frontal de los trenes para darles un aspecto más moderno, que guarde relación con el diseño externo a consideraren el resto del tren. Metro S.A. entregará al Consultor el estudio previo efectuado." no indica una razón de peso a favor del cambio de apariencia del tren. Por favor señores accionistas de Metro S.A.: CORFO, y el Estado de Chile; hagan un esfuerzo por la preservación de la historia y favorezcan la inversión para mejorar la calidad del servicio en otros aspectos de real importancia.

    Saludos cordiales,

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...